CASA DEL DEPORTE

ico-clima
13 ºC
Despejado

CARLO ROSSI: “Con la alcaldesa Virginia Reginato, quien le da bastante aprecio e impulso al clásico, tenemos una gran relación”

Viernes 17 de Febrero de 2017
En efusivo diálogo, el presidente del Sporting Club habla de El Derby, “sólo comparable al Festival en resonancia”, repasa su reciente edición y anticipa el próximo desafío: el Gran Premio Latinoamericano, a realizarse por primera vez en Viña.
800 visitas
  • CARLO ROSSI: “Con la alcaldesa Virginia Reginato, quien le da bastante aprecio e impulso al clásico, tenemos una gran relación”

Celebrada ya la centésima trigésima segunda edición de El Derby, Carlo Rossi Soffia (61 años) comienza a vislumbrar desde la quietud de su oficina el Gran Premio Latinoamericano, agendado para el 5 de marzo en la Ciudad del Deporte. De acá, donde contempla una envidiable perspectiva -el Pacífico junto con sus buques; Valparaíso, Reñaca, Concón- el presidente del Sporting Club dice inicialmente: “Antes del Latino, a disputarse por primera ocasión en Viña, no me perderé la noche del festival en la que estarán Olivia Newton John y Peter Cetera, cantante de excelente voz”.  

Nacido entre equinos -“frente al Sporting, cuyos jardines eran como el patio de mi casa donde acompañaba a mi abuelo, Carlo Rossi Porta, aficionado a la hípica y dueño de caballos”- el ex basquetbolista, scrum en el rugby y primer viñamarino abanderado nacional en unos Juegos Olímpicos -Los Angeles 84, donde fue velerista-, empieza a hablar de la centenaria fiesta de su ciudad, recreando también la espectacular atropellada de Full Of Luck en los tramos postreros, con la cual se impuso ajustadamente en el reciente Máximo Desafío.   

“Como El Derby siempre ha sido especial, nos importa sobremanera que todo resulte fluido y totalmente normal, salvaguardando el orden para tanta gente. En esta edición, hubo dos competidores muy fuertes, el calor y un incendio decretado en zonas aledañas, factores que inciden en la concurrencia y en su óptimo desarrollo. A pesar de esos contratiempos, se vivió una hermosa fiesta, como ha ocurrido en más de un siglo (…) Con la municipalidad y la alcaldesa Virginia Reginato, particularmente, tenemos una excelente relación, ya que le tiene un gran aprecio al clásico, al cual le facilita bastante promoción en la labor previa. Además, nos acompaña en la premiación, distinguiendo a todos los vencedores: jinete, preparador, criador, propietario…”.

¿Qué es El Derby? ¿Es el máximo evento de Viña del Mar?     

Los grandes eventos trascienden, logran un carácter propio. Si lo medimos en cantidad de público con el festival, por ejemplo, la convocatoria es mucho mayor. La trascendencia y la caja de resonancia del festival son inmensas debido a sus contratos con la televisión abierta, una alianza potente y con intereses comerciales mucho más fuertes. El Derby, en cualquier época del año, reúne a más gente, por eso entonces hacemos un trabajo prolijo para mostrar lo que en él se vive. Esta vez, CNN Chile lo transmitió en directo, encontrando así el camino y la fórmula para masificarlo todavía más.    

Luego de esta consideración, Rossi nos enseña desde su mail un artículo de prensa publicado en Brasil relativo a El Derby 132. Nos lo traduce: “…Viña nos dio la bella fiesta de El Derby chileno, abarrotada de gente, de familias haciendo picnic en el prado de su hipódromo, niños corriendo por todos lados; una maratón de carreras empezada en la mañana y terminada de noche, muy tarde, con tribunas llenas…”. “Ahí vemos cuando un evento se internacionaliza, recibiendo este año una numerosa delegación de un hipódromo inglés, que al verla el año pasado por televisión, quedó encantada”.   

Reviva los últimos 600 metros de carrera y aquel remate vibrante. ¿Ganó su candidato?

No, porque corría un caballo mío, Vin Rye (sonriendo)… Veámosla -invita apelando nuevamente al computador-: “Se definió en los últimos 150 metros, algo habitual en su historia, a no mediar que haya dominadores absolutos como Il Campione el 2015. Este año, el vencedor marcó un tiempo bastante mediocre, 2.26 minutos, y la competencia prácticamente no tuvo un tren de carrera, porque ninguno salió en punta tirando un poco al lote. Todos iban cómodos, pero faltando seiscientos empezó la verdadera lucha por el triunfo. El principal candidato, Big Daddy, terminó séptimo a sólo dos cuerpos de Full Of Luck y la única sorpresa la dio el tercero, Hachi. Si vemos cómo los tres primeros atropellan en la zona final, más el cuarto, Kurilov, notamos cosas que la gente no advierte. Pero el vencedor es un caballo corredor, además tenía opciones”.   

“EL LATINO ES UN ESPECTACULO ÚNICO PARA VIÑA”

El próximo domingo 5 de marzo llegará a Viña la competencia más importante del turf surcontinental: el Gran Premio Latinoamericano, jamás disputado en el césped del Sporting Club. Carlo Rossi, expectante como todo el aficionado internacional y autoridades locales, adelanta pormenores de la inédita jornada.            

“El Latino es un tremendo acontecimiento, porque, primero, reparte quinientos mil dólares en premios. Hoy, no hay en Sudamérica una carrera que dé esa cifra. Después, porque competirán los mejores ejemplares y jockeys de la región: argentinos, brasileños, uruguayos, peruanos… Entonces, estamos a menos de un mes de un espectáculo de calidad e inédito en Viña, donde habrá un sponsor de alto nivel, Longines, presente en los eventos hípicos más importantes del mundo. En las carreras de Dubái, Inglaterra, Francia, de todo Europa, por lo tanto su renombre le dará al Gran Premio un componente muy trascendental”.  

Aparte de esa acreditada firma y de calificados binomios, ¿quiénes más asistirán?       

Hasta hoy, delegaciones de Europa, Estados Unidos, Japón, Turquía y de diversas partes del mundo han reservado más de trescientas habitaciones. Junto con la asistencia de aficionados extranjeros, vendrán numerosos medios de prensa y autoridades hípicas… ¿Si el público será mayor al del Derby? Lo dificulto por la tradición de nuestra carrera, pero igualmente habrá gran cantidad de asistentes, sin ninguna duda. Estamos ad portas de un espectáculo de carácter mundial, repito, absolutamente único para Viña y que puede demorar muchísimos años en volver. Por lo demás, la ciudad ganará en turismo y en diversos aspectos, transmitiéndose también a todo Europa, Australia, Estados Unidos completo, Turquía y, desde luego, a varios países sudamericanos. O sea, le hablo de una cobertura de millones y millones de personas.  

¿Qué caballos representarán a Chile?

Full Of Luck y Tinku, campeón y segundo en El Derby, e Indy Noble, Big Daddy, Top Casablanca, Color Rosa y California One. También, entre veintiuna competencias a lo menos, habrá otros dos clásicos ese domingo: el Longines Cup Thompson Matthews, del Grupo 3 con 54 mil dólares en premios, y el Alberto Solari.    

ROSSI, SU ÍNTIMA HISTORIA CON EL MAYOR CLÁSICO CHILENO

Anunciando la programación del resto de la temporada en el coloso de Av. Los Castaños, Rossi inicia ahora un viaje nostálgico por una fiesta patrimonial, asentada a partir de 1885. “Después del Latino, entre septiembre y fin de año, la agenda consulta el debut masivo de los ejemplares de dos años, cuando empiezan a perfilarse los candidatos que llegan a los grandes clásicos. A los de la Triple Corona viñamarina, formada por el Nicanor Señoret, el Gran Premio Gonzalo Bofill de Caso y la Copa Ítalo Traverso”.

“Y qué le puedo contar sobre El Derby” -pregunta solícitamente-. “Entre tantas páginas y acontecimientos, empezando por el inaugural Cachapoal II de 1885, recuerdo a grandes jinetes como el viñamarino Enrique Araya, Carlos Astorga, Sergio Vásquez… Araya lo ganó seis veces y Vásquez siete, siendo el único en obtenerlo cuatro años consecutivos, un récord vigente. Don Enrique ganó una edición muy particular, la del 64, cuando faltando dos días para la carrera renunció a Par de Ases por discutir con su propietario. Entonces montó a Kuriñanco, derrotando por una cabeza al propio Par de Ases. El 66, Astorga se convirtió en el penúltimo triple coronado junto a Prólogo, logrando El Ensayo, el St. Leger y El Derby. Otra historia sabrosa la rescato de cuando mi papá construía una casa, donde el capataz de la obra era el mismo Astorga y su hijo siempre lo pasaba a ver (…) Tengo relaciones largas de afectos y de vivencias con gente del Sporting, muchos recuerdos siempre presentes, no olvidándome tampoco del preparador Roberto Saavedra ni de sus hijos jinetes, Óscar y Gastón, quienes corrían la mayoría de los caballos de mi abuelo”.

¿Olvida a Wolf, Luis Muñoz, Juan Pablo Baeza…?

No, nadie olvida a Wolf, el último triple coronado en nuestro país y el único vencedor en los tres escenarios. Su gran diferencia y la de su jinete Luis Muñoz respecto a los apenas diez ganadores de la Triple Corona radica en sus triunfos conseguidos en las dos superficies, en el pasto del Club Hípico (El Ensayo) y de Viña, como también en la arena del Hipódromo Chile (St. Leger). Hasta hoy, esa marca del 91 no tiene parangón, porque nadie la ha igualado. Mirando la perspectiva, posiblemente Wolf sea el mejor caballo chileno corriendo acá, pero sin éxitos cuando fue exportado a Estados Unidos. Y Baeza ha conquistado seis derbys como preparador, lo cual lo convierte en el más ganador como tal. Es, también, el único chileno en lograr dos latinos, el segundo el 2012 en Palermo, Argentina.                

Carlo Rossi Soffia, viñamarino, presidente de hipódromo, deportista por antonomasia y olímpico con placa de portaestandarte nacional, ha estampado acá un ancestral patrimonio de la Ciudad del Deporte. De Cachapoal II a Full Of Luck, de Enrique Araya a Luis Muñoz, de Prólogo a Wolf. De El Derby al Latinoamericano, una nueva fiesta en Viña del Mar.                     

por Mario Ramírez Escudero



800 visitas

Comenta esta Nota