ico-equalizer
play + -
Miercoles 19 de Diciembre de 2018

CASA DEL DEPORTE

ico-clima
18.2 ºC
Nublado

30 de noviembre 1956: Chile, vuelve con 4 medallas olímpicas

Viernes 30 de Noviembre de 2018
En 1956, el deporte nacional obtuvo una marca no igualada, brillando en ésta el boxeador Claudio Barrientos.
184 visitas
  • 30 de noviembre 1956: Chile, vuelve con 4 medallas olímpicas

En Melbourne, un solo periodista chileno fue testigo presencial de la proeza de la representación nacional en unos Juegos Olímpicos, Julio Martínez, “el eterno enamorado de la Musa del Olimpismo Criollo”, Marlene Ahrens, quien alcanzó la primera de cuatro medallas para nuestro país: una cosecha inédita. JM o Jumar, el 28 de noviembre vio a la lanzadora de la jabalina lograr el subtítulo olímpico y, el viernes 30, al boxeador osornino Claudio Barrientos conseguir el bronce. El Tripa Barrientos, en categoría gallo, llegó al podio tras vencer al polaco Stepaniuk y al brasileño Eder Jofre, clasificando a la disputa por el tercer puesto con el surcoreano Soon Chung Song, quien lo derrotó por puntos en discutido fallo. El mismo día, el pugilista mediano Ramón Tapia, luego de doblegar al polaco Piorkowski por la vía rápida y al checoslovaco Torma por nocaut técnico, liquidó al también checo Torma, por nocaut. Mientras, el semipesado Carlos Lucas despachó al polaco Wojciechowski en semifinales por decisión unánime, accediendo a la disputa por el reconocimiento de plata. Y en el día inicial de diciembre, el de la reunión de clausura del boxeo en Melbourne 56, el antofagastino Tapia y Lucas, oriundo de Villarrica y único sobreviviente de los tres, saltaron al cuadrilátero para materializar un historial jamás logrado hasta hoy. El primero, perdió el combate decisivo contra Shatkov, de la Unión Soviética, antes del campanazo final, quedándose sin embargo con el respeto del deporte universal. Y Carlos Lucas resignó la presea de plata ante el rumano Negrea, al caer por puntos. Con honores, entonces, la representación nacional se despidió de Australia, llegando a nuestro país con cuatro lauros conquistados en una sola cita olímpica: las platas de Marlene Ahrens y de Ramón Tapia, y los bronces de Claudio Barrientos y de Carlos Lucas, nombres fulgurantes en la Historia del deporte chileno. Así, nuestro medallero recibió su séptima condecoración tras las gestas de Manuel Plaza en Ámsterdam 1928, y las de Óscar Cristi, César Mendoza y Ricardo Echeverría en Helsinki 1952.      

184 visitas

Comenta esta Nota