CASA DEL DEPORTE

ico-clima
10 ºC
Despejado

11 de septiembre 1986: EL DRAMÁTICO CABEZAZO DE SEVERINO VASCONCELOS EN ZONA CANARIA

Viernes 11 de Septiembre de 2020
A los 89 minutos, el crack de Colo-Colo y la U en los 70 y 80 le dio la agónica victoria a Barcelona sobre el Argentinos Juniors de Borghi: así, los ecuatorianos sellaron el 1-0 ante el campeón defensor de la Libertadores.
118 visitas
  • 11 de septiembre 1986: EL DRAMÁTICO CABEZAZO DE SEVERINO VASCONCELOS EN ZONA CANARIA
  • 11 de septiembre 1986: EL DRAMÁTICO CABEZAZO DE SEVERINO VASCONCELOS EN ZONA CANARIA
  • 11 de septiembre 1986: EL DRAMÁTICO CABEZAZO DE SEVERINO VASCONCELOS EN ZONA CANARIA
  • 11 de septiembre 1986: EL DRAMÁTICO CABEZAZO DE SEVERINO VASCONCELOS EN ZONA CANARIA
  • 11 de septiembre 1986: EL DRAMÁTICO CABEZAZO DE SEVERINO VASCONCELOS EN ZONA CANARIA

Coronado el Mundial de Maradona el 29 de junio con el segundo título máximo de la Albiceleste, la Copa Libertadores se reanudó con encuentros correspondientes a la ronda semifinal, tras la eliminación de Cobresal y de U. Católica en la primera fase. Entre aquellos choques cobró vasta expectación en Guayaquil el disputado en el estadio Modelo, donde Argentinos Juniors visitó a Barcelona, defendido en sólo dos bregas de la etapa inicial por Carlos Caszely y el DT Luis Santibáñez. El campeón de la edición anterior presentó un consistente andamiaje ante los Canarios, apuntalado en la jerarquía de Jorge Mario Olguín, Sergio Checho Batista, José Antonio Castro, Claudio Borghi y del principal valor del pleito junto con el golero local: Enrique Vidallé, portero del Palestino 1976-77. Enfrente, la categoría del Prieta Vasconcelos y la potencia del fornido centroatacante Lupo Quiñónez, además del candado puesto por Carlos Morales en su arco, resultaron fundamentales para amargarle la noche al monarca. Terminantemente, el duelo copero respondió a aquellas expectativas, por el trámite reñido, intenso, de ida y vuelta. Tal como los de antaño y los del mismo 86, contendidos durante un ciclo irrepetible por campeones mundiales y equipos con espíritu vencedor.  


Los del Guayas, líderes e invictos en la etapa de grupos, cuando Caszely anotó dos tantos, batallaron infatigablemente para romper el cero en la meta vigilada por Quique Vidallé, quien en un solo instante flaqueó ante los innumerables ataques. Lo propio aconteció en el área ecuatoriana, donde Morales desmoronó todo intento encabezado por el Bichi Borghi y Pepe Castro. Hasta que llegó el penúltimo minuto de ardua lucha, en el cual Vasconcelos aplicó el cabezazo agónico tras una sucesión de rebotes provocados tras el desborde de Quiñónez. El cuadro amarillo se ilusionó con esta victoria, pero como quedó enmarcado en uno de los grupos de semifinal junto con River Plate, además, el sueño se esfumó rápidamente. Incluso, Argentinos y River dirimieron el boleto para la final, timbrándolo el Millonario en un desempate. Aquella escuadra millonaria en nombres y en títulos, guiada por Héctor Veira y constituida por Nery Pumpido, Óscar Ruggeri, Pipo Gorosito, Norberto Alonso, Antonio Alzamendi, Juan Gilberto Funes, Roque Alfaro, Mario Saralegui… El otro finalista fue el América de Julio César Falcioni, Ricardo Gareca, Roberto Cabañas y Willington Ortiz, que dejó en el camino a la UC y a Cobresal en la fase inicial.                                                                   


 

118 visitas

Comenta esta Nota