CASA DEL DEPORTE

ico-clima
11 ºC
Muy nuboso

2 de octubre 1994: CHILAVERT, HISTÓRICO, DUEÑO DE UN GOL JAMÁS VISTO

Viernes 02 de Octubre de 2020
Inédito, insólito, genial, sin precedentes: en el 1-0 de Vélez Sarsfield sobre Deportivo Español, sellado a los 89’, el bastión paraguayo se convirtió en el primer portero del mundo en marcar un tanto de tiro libre.
181 visitas
  • 2 de octubre 1994: CHILAVERT, HISTÓRICO, DUEÑO DE UN GOL JAMÁS VISTO
  • 2 de octubre 1994: CHILAVERT, HISTÓRICO, DUEÑO DE UN GOL JAMÁS VISTO
  • 2 de octubre 1994: CHILAVERT, HISTÓRICO, DUEÑO DE UN GOL JAMÁS VISTO

Bajo una persistente lluvia, el Súper Vélez conducido por Carlos Bianchi estremeció al planeta fútbol el domingo 2 de octubre de un año glorioso para el Fortín, cuando José Luis Félix Chilavert grabó para siempre un tiro libre en el estadio José Amalfitani, frente a Deportivo Español. En juego de la quinta jornada del Apertura, el campeón de la Libertadores y más tarde de la Copa Intercontinental, título obtenido ante un lustrosísimo Milán, recibió en su campo de Liniers a los Gallegos, que soportaron el chaparrón del cuadro del Paragua hasta la agonía de un choque histórico. Aquel elenco multicampeón, compuesto por José Horacio Basualdo, Roberto Trotta, Christian Bassedas, Omar Asad, Claudio Husain, Héctor Almandoz (actual DT de Antofagasta) y el Turu José Flores, entre otros excluyentes valores, recién llegó a la red del visitante en el minuto 44 de la segunda parte. En ese momento, luego de una falta cometida al Pícaro Fabián Fernández a la entrada del área mayor, surgió la disputa entre Trotta y el portero guaraní: “Yo lo pateo, José, porque yo soy el designado para esto”, le dijo el marcador central a Chila, quien espetó: “¡Nooo, yo lo pateo, yo…!”. Entretanto, Carlos Bianchi ordenó desde el banco: “¡Que lo tire el paraguayo, el paraguayo, él le pega muy bien!”.

Entonces, el guardameta zurdo se puso frente al balón y a Marcelo Pontiroli, quien, estático, vio clavarse el disparo en un rincón imposible. Naturalmente, el reducto velezano estalló con el solitario tanto del encuentro, que entró a la leyenda como el PRIMER GOL DE TIRO LIBRE CONVERTIDO POR UN ARQUERO EN LA HISTORIA DEL FÚTBOL MUNDIAL. Autor de 62 cifras entre 1988 y 2003, este líder de aspecto adusto, hosco, intimidante, de un genio temperamental y poseedor de una exuberante personalidad, aumentó el indestructible coqueteo con el arco enemigo. En 1996, por ejemplo, nos regaló dos tantos de antología: a Germán Burgos, guardián de River Plate, le marcó un golazo de sesenta metros y a Carlos Navarro Montoya, también le señaló un magistral tiro libre cuando el 5-1 de Vélez ante Boca Juniors. Dos años después, en el mismísimo Monumental de Buenos Aires, batió con otro tiro libre a la selección argentina en un duelo por eliminatorias y en 1999, firmó tres penales en el 6-1 contra Ferro Carril Oeste. Con esta marca, se convirtió en el primer portero del mundo, y único hasta hoy, en rubricar dicha hazaña. Sin embargo, no pudo superar al Superman Vargas, quien le contuvo en Asunción un penal durante la ronda clasificatoria de Corea del Sur-Japón 2002.

181 visitas

Comenta esta Nota