CASA DEL DEPORTE

ico-clima
10 ºC
Parcialmente nuboso

13 de octubre 1985: MARCANDO UNA VASELINA MAESTRA, EL COQUE ORIGINA UN FESTIVAL DE PALMAS EN LA PENÍNSULA

Martes 13 de Octubre de 2020
Jorge Coque Contreras, el Maradona Chileno e ídolo inalterable de la Unión Deportiva Las Palmas, cerró el 2-0 frente al Valencia de Di Stéfano a los 89 minutos, con un massé y sombrero de antología.
118 visitas
  • 13 de octubre 1985: MARCANDO UNA VASELINA MAESTRA, EL COQUE ORIGINA UN FESTIVAL DE PALMAS EN LA PENÍNSULA
  • 13 de octubre 1985: MARCANDO UNA VASELINA MAESTRA, EL COQUE ORIGINA UN FESTIVAL DE PALMAS EN LA PENÍNSULA
  • 13 de octubre 1985: MARCANDO UNA VASELINA MAESTRA, EL COQUE ORIGINA UN FESTIVAL DE PALMAS EN LA PENÍNSULA
  • 13 de octubre 1985: MARCANDO UNA VASELINA MAESTRA, EL COQUE ORIGINA UN FESTIVAL DE PALMAS EN LA PENÍNSULA
  • 13 de octubre 1985: MARCANDO UNA VASELINA MAESTRA, EL COQUE ORIGINA UN FESTIVAL DE PALMAS EN LA PENÍNSULA

En Sausalito, anotándole dos cifras a Everton en 1979, emergió la historia deportiva del eximio Jorge Contreras Lira. “Ese día, además de convertir en el partido amistoso, debuté en el cuadro profesional de Palestino junto al trío dorado: Óscar Fabbiani, Elías Figueroa y Manuel Rojas. Ganamos 5-0”, indicó el Coque a la Ciudad del Deporte en 2015. Nacido en 1960 y ferviente admirador de Francisco Valdés (“quiero jugar como él, golpear la pelota con la misma precisión y técnica de Chamaco”, soñaba a sus doce años), el otrora atacante del Juventud Católica, de Lo Barnechea, pronto fue tentado por las grúas foráneas, recalando en Las Palmas de Gran Canaria en 1983. Rápidamente, también, empezó a transformarse en ídolo de la afición canaria a punta de conquistas y de un juego refinado, como el que desplegó ante un complicado rival: el Valencia conducido por Alfredo Di Stéfano, la Saeta Rubia. En el estadio Insular, por la séptima jornada de la Liga 85-86, Las Palmas administró en todo momento el encuentro, teniendo en la figura nacional y en Rubén Darío Insúa, volante trasandino, a sus depurados directores de orquesta. Aquel dominio comenzó a reflejarse en el tablero en el minuto veinticuatro, cuando el chileno envió el balón al área de los de Mestalla y el zaguero Voro marcó un autogol. 


A los veintinueve del complemento, el dueño de casa no pudo aumentar la ventaja, puesto que José Manuel Sempere le contuvo un penal al Coque. Pero, en el 44, el local sentenció el pleito con un tanto de colección: el propio Contreras, tras ver adelantado a Sempere, lo derrotó con un globo sensacional para enmendar el penal errado. Después de esta brillante presentación, Jorge Contreras siguió brillando y convirtiendo en canchas hispanas, hasta la temporada 88-89, metiendo en el alma palmense un recordado tiro libre con el cual batió al Barça en enero de 1986. De regreso a la patria, el Maradona Chileno (“así me apodaron en España”) deleitó también en U. Católica, en el Colo-Colo campeón en 1993 y en la Roja subcampeona de América en 1987, aportando asimismo en la clasificación para Francia 98. Todo esto, antes de clausurar una vasta trayectoria en 1998, en Palestino. De esta manera, estamos conmemorando una página escrita por un correctísimo deportista, que hace cinco años nos comentó: “Es una delicia vivir en Viña, donde el 97, cuando jugué por Wanderers, residí en un edificio ubicado en 5 Norte y 2 Oriente”. 

118 visitas

Comenta esta Nota